Yo y mis ‘transparencias’